Vegetación

Está compuesta por un mosaico conformado por diferentes especies autóctonas, en la mayor parte del territorio: robles, pinos, y abedules, especialmente en las orillas de los ríos que atraviesan el territorio. En las parroquias de San Simón, Corbelle y Samarugo hay varias extensiones repobladas con pinos y cubiertas por matorral y en ellas la vegetación se aprovecha para el pastoreo libre de caballos y ganado.

Son cultivos de calidad reconocida de la comarca la patata, el trigo y los nabos. Gran parte del terreno está, sin embargo, ocupado por praderías, debido a la importancia de la ganadería en la economía de la zona.